10 películas de amor de madre

10 filmes amor de madre
10 películas con amor de madre

El título del post podría haber aludido a una de las frases más coreadas de nuestra “cultura” popular: “yo por mi hija, ¡mato!”. Y es que tan contundente afirmación podría ser atribuida a cualquiera de las sufridas madres que protagonizan la siguiente lista. Ellas y sus churumbeles son, en mayor o menor medida, el punto en torno al cual giran estas películas, y tal y como ya mencioné en la crítica de The Prodigy, resulta curioso como casi siempre es la madre -y no el padre- la que emerge como figura sufriente y en lucha constante para defender a sus hijos e hijas. Las circunstancias son variadas, pero la lista es larga: a continuación os dejo 10 filmes donde las madres no se amilanan por muy sombrías que sean sus criaturas o por mucho peligro que corran.

La mala semilla

Los niños y niñas que protagonizan esta lista son de muy diverso tipo: algunos de ellos se ven irremisiblemente expuestos a una amenaza, otros modifican su conducta por determinadas circunstancias y otros… son simplemente malos. Rhoda es una de las caras infantiles del mal por derecho propio: tras ese rostro de ángel se esconde una mente perversa y calculadora que hará lo que sea por lograr sus objetivos. Pero claro, para una madre (Nancy Kelly) siempre resulta duro admitir que su niñita del alma es una psicópata en potencia.

Por cierto, el desenlace de esta película es uno de los mayores WTF que he visto en un filme. Mi cara de incredulidad fue digna de enmarcar.

La mala semilla

Alma en suplicio

Antes de la miniserie protagonizada por Kate Winslet ya hubo una Mildred Pierce interpretada por la legendaria Joan Crawford. Trabajadora y sumamente luchadora, Mildred siempre se ha esforzado por sacar adelante ella sola a su hija Vera (Ann Blyth) y darle todas las comodidades posibles. A pesar de la actitud consentida y maleducada de su hija, Mildred no puede evitar seguir pensando en ella como adorada niña… hasta que se produce un pequeño giro de los acontecimientos.

Alma en suplicio

El orfanato

Una de las historias de terror más sugerentes -y conmovedoras- del cine español en los últimos años es la protagonizada por Laura (Belén Rueda), una madre empeñada en no rendirse en la búsqueda de su hijo Simón, desaparecido durante una celebración familiar.

Con un padre escéptico y vacío de esperanza (Fernando Cayo), Laura deberá traspasar las fronteras de lo racional para dar con una respuesta que le dé alguna pista sobre su hijo perdido.

El orfanato

Babadook

Ser madre soltera no es tarea fácil, y menos con el peso de la muerte de tu pareja en la memoria. Amelia (Essie Davis) se siente psicológicamente superada por la situación, pero debe cuidar de su hijo Samuel, quien no le pone las cosas precisamente sencillas. El niño vive atemorizado ante la supuesta presencia de The Babadook, un monstruo del que asegura su existencia y del que Amelia empieza a sospechar que puede ser algo más que un terror infantil. Una propuesta de terror muy interesante que aporta varias capas de significado sobre la maternidad y sobre la psicología humana.

Babadook

The ring

La que para mí es una de las historias más terroríficas del cine de terror tiene en su epicentro a Rachel (Naomi Watts), una periodista de investigación que se topa con una leyenda urbana estremecedora. La curiosidad se vuelve horror cuando todo hace pensar que lo sobrenatural tiene lugar en forma de cuenta atrás; Rachel deberá emprender una carrera a contrarreloj para protegerse a sí misma y a su hijo de la amenaza de Samara Morgan. De nuevo un padre medio ausente y escéptico (Martin Henderson) que supone mero relleno a efectos de historia.

The ring

El exorcista

Si bien en la cinta de Friedkin quienes adquieren el peso real de la trama son tanto Regan (Linda Blair) como el padre Merrin (Max von Sydow) y el padre Karras (Jason Miller), lo cierto es que no recuerdo a ningún padre asustado porque a su hija le diera vueltas la cabeza (literalmente). Es la madre (Ellen Burstyn) quien, lógicamente escandalizada al ver a su niña bajando las escaleras en modo contorsionista, consulta a un sacerdote.

Padres y madres, si leéis esto y vuestra hija adolescente suelta muchos tacos, lo más probable es que se encuentre en plena edad del pavo. Dejad los exorcismos para el último momento.

El exorcista

Hereditary

Toni Collette se ha convertido en uno de los rostros del cine de terror reciente gracias a Hereditary. En una cinta que escudriña en la parte poco amable de la familia y de la herencia que nos viene dada, el protagonismo lo adquiere la madre, tanto en su rol de matriarca como en su modo consciente y sensible de la historia familiar. Es ella -y no el marido, un Gabriel Byrne en fuga la mayor parte del filme- quien afronta el creciente horror que asola su hogar.

Hereditary

Poltergeist

El padre está, lo sé, pero… ¿quién se la juega en el túnel de luz entre dimensiones para salvar a la adorable Caroline? ¿Y quién termina dándose un romántico bañito en el barro junto a un puñado de esqueletos? Una vez más es la mujer (JoBeth Williams) quien abraza en primer lugar una explicación más allá de la lógica (empiezo a pensar que el cine toma a las mujeres por seres más predispuestas a lo esotérico) y pelea con uñas y dientes para defender a sus hijos hasta el final.

Poltergeist

Dark water

El nada desdeñable remake de la cinta japonesa está protagonizado por una madre divorciada (Jennifer Connelly) dispuesta a enfrentarse a los escalofriantes misterios que entraña el apartamento al que se ha mudado con su hija pequeña. La cinta de Walter Salles no renuncia a la atmósfera típica del género, pero también ahonda en la parte psicológica y en la conexión existente entre una mujer que lo da todo para proteger a su hija y misterio fantasmal latente en el edificio.

Dark water

The Prodigy

Finalmente The Prodigy, el ejemplo cinematográfico más reciente de madres en pie de guerra, siendo Sarah la primera en darse cuenta de las anomalías de su hijo Miles. Podéis leer la crítica completa sin spoilers en el siguiente enlace: crítica The Prodigy.

The Prodigy

Noemí Escribano

Comunicadora Audiovisual, lectora voraz y procrastinadora nata.

Deja un comentario

SHEIN Many GEO's